Arquitecto español: Misión Vivienda Venezuela es un ejemplo arquitectónico para el mundo



De acuerdo con información suministrada por la Agencia Venezolana de Noticias, para el arquitecto español, César Portela, la Gran Misión Vivienda Venezuela, es una referencia arquitectónica a escala mundial, pues se encarga de la construcción masiva de soluciones habitacionales, destinadas a mejorar la calidad de vida de la población.

"Este plan, en cierta medida, es una revolución pacífica que puede ser ejemplar y que de alguna manera, cuando sea un poco más conocido, va a estar en el punto de mira de muchos arquitectos y de mucha gente que no está satisfecha con el tipo de obras que tiene que hacer todos los días", indicó el arquitecto, mediante una entrevista publicada por el Correo del Orinoco.

Asimismo, señaló que no conoce que otro país haya desarrollado una política de Estado para resolver el problema de la vivienda como la que se está aplicando en Venezuela.

"Ese campo se había dejado a la especulación, ya que para poder tener una vivienda mucha gente tenía que endeudarse enormemente, pero ahora, tener un techo sin hipotecarse es un logro fantástico que hay en Venezuela", sostuvo.

Portela, quien se definió como admirador de la obra constructiva latinoamericana, y especialmente la venezolana, dijo que este proyecto se ejecuta con el dinero de todos los venezolanos, por lo que a su juicio, los funcionarios y arquitectos quienes participan en estas obras no deben despilfarrar el dinero invertido, para que ese problema social se resuelva en su totalidad.

"Si se hicieran unas 200 viviendas lujosas en Caracas, por ejemplo, el presupuesto ya no daría para más. Además, si ahí meten a unos millonarios o incluso a familias pobres, ya no habría dinero para las que se quieren hacer, ni para las que hacen falta", acotó.

Refirió, en ese sentido, que en el país "hay casas muy lujosas que son indignas, porque habiendo gente que no tiene donde dormir a estas les sobran espacios y no se sabe ni cuánto pueden costar".

En la arquitectura, agregó, la dignidad se logra al encontrar el punto preciso entre vivir cómodamente sin emplear el dinero que le hace falta a otro.

Por otro parte, destacó el aspecto productivo de esta la política pública, ya que no sólo resuelve el problema de la vivienda, sino que proyectan la configuración de los espacios para el beneficio de todos.

Al ser consultado sobre qué le agregaría o quitaría a la Gran Misión en el campo de la arquitectura, sostuvo que es positivo que se realicen críticas, no destructivas, para mejorar el programa.

"La arquitectura no es como un coche, que durante cinco años se ensaya un prototipo hasta que se afina y después se pueden lanzar miles de millones de ejemplares. Cada obra de arquitectura es un prototipo, y es muy fácil confundirse, por eso pueden recibirse las críticas, pero siempre constructivas, para poder mejorar", apuntó.

FUENTE: AVN

Recuperar mi contraseña